• Ingresa tu e-mail aquí

    Únete a otros 85 seguidores

  • Recomendados

    Infoconexión
  • bibliotecas libres

  • blog DIBAM
  • Libérate lee
  • Dónde estudiar bibliotecología
  • panoramas gratis
  • El 5º poder
  • Chile y los libros 2010
  • Twitter

    • ¿Necesitas normalizar tu sistema de referencias? Tesistas, investigadores, estudiantes, contáctenme por esta vía. lnkd.in/bb8uEVG tuiteado hace 2 years ago
    • FF @LeamosMas que habla de fomento lector desde ángulos originales e insospechados tuiteado hace 3 years ago
    • Si te interesa el fomento de la lectura, y me sigues a mí (aunque hace mucho que no tuiteo), sigue a @LeamosMas tuiteado hace 3 years ago
  • Secciones

Feria del libro viene con ofertas

La Estrella, Valparaíso. 6/01/2011

Organizadores aseguran que asistentes se encontrarán con bajos precios tanto en novedades como clásicos. Encuentro parte hoy en Viña

Conscientes de que el presupuesto siempre es escaso y que en vacaciones hay que estirarlo aún más, los organizadores de la 29° Feria del Libro de Viña del Mar aseguran que en el encuentro que parte hoy en el Liceo de Niñas de Viña del Mar, el visitante se encontrará con importantes ofertas.

Así lo adelantó el presidente de la Cámara Chilena del Libro Eduardo Castillo quien comentó que los expositores se preparan especialmente con el fin de tener los títulos más atractivos a los mejores precios, ya sea en literatura, textos técnicos o infantiles.

Además este año se le puso aún más énfasis a las actividades culturales, especialmente las dirigidas a los niños. Para ellos habrá funciones de títeres, teatro y música.

“Para nosotros es muy importante el sector infantil porque quien de niño lee es un buen lector de adulto. Queremos incentivar la lectura”, destacó. La Feria permanecerá abierta hasta el 23 de enero, todos los días de 11 a 14 y de 18 a 23 horas.

***

Este fin de semana inauguran 29ª Feria del Libro de Viña del Mar

La Nación. Santiago, Chile. 5/01/2011

Diversos parlamentarios e importantes autoridades regionales asistirán a la ceremonia que se llevará a cabo a partir 19:30 horas.

Sigue leyendo

Premian clubes de lectura en cárceles

Dibam. 21/12/2010

“Mi espacio sin límites” es el nombre del club de lectura que desde 2008 realiza el Bibliobús de la Biblioteca de Santiago en el Centro de Detención Preventiva de Puente Alto, experiencia que desde 2010 se desarrolla igualmente en el Centro Penitenciario Femenino de San Joaquín. La contribución de esta iniciativa ha sido reconocida con el premio a las “Buenas prácticas de Lectura en Bibliotecas Públicas y Comunitarias 2010” otorgado por Consejo de la Cultura y las Artes de la Región Metropolitana.

Hasta las cárceles, ferias libres, consultorios y hospitales llega el Bibliobús de la Biblioteca de Santiago. Su objetivo es facilitar la posibilidad de leer para quienes tienen mayores dificultades de acceso y con este fin efectúa una labor en la que se conjuga la oferta cultural con el trabajo social y comunitario. Además del préstamo de libros, su función también es de mediación y diálogo, para que la lectura implique una actividad significativa de acuerdo con distintas necesidades e intereses.

Especialmente relevante en este sentido ha sido el trabajo efectuado en las cárceles, donde se han creado clubes de lectura en los que personas privadas de libertad comparten experiencias e impresiones frente a distintas obras literarias. “Es una experiencia muy linda y enriquecedora -señala Daniela Osorio, encargada del Bibliobús de la Biblioteca de Santiago- porque uno aprecia la magnitud de lo que puede representar un texto. La lectura abre la posibilidad de experimentar distintas situaciones y de ponerse en el lugar de muchos personajes, es decir, genera y profundiza la empatía, esto es, la capacidad de comprender y apreciar la vida de los demás, lo cual claramente es un aporte para la reinserción social.”

La contribución y el valor de este trabajo han sido reconocidos este año con la entrega del premio a las “Buenas prácticas de Lectura en Bibliotecas Públicas y Comunitarias 2010” otorgado por Consejo de la Cultura y las Artes de la Región Metropolitana. Un importante apoyo para las iniciativas que desde las bibliotecas públicas se dirigen a los sectores con mayores carencias de nuestra población.

***
Presos de Puente Alto campeones de la lectura

La Nación. Santiago, Chile. 23/12/2010

Los encarcelados fueron premiados por ser buenos lectores gracias al trabajo de Bibliobús, una biblioteca móvil de la que se han hecho adictos. Un reconocimiento en respuesta al feo ranking que encabeza Chile sobre la persecución de literatos en el mundo, recientemente publicado por la Asociación Internacional de Escritores (PEN).

Fabiola Melo

Reclusos de la Cárcel de Puente Alto, agrupados en el club de lectura “Mi espacio sin límites”, acaban de recibir el premio a las “Buenas prácticas de lectura en bibliotecas públicas y comunitarias 2010”, otorgado por el Consejo de la Cultura y las Artes de la Región Metropolitana.

Sigue leyendo

Mineduc defiende cambio curricular con menos Historia

La Nación. Santiago, Chile. 19/11/2010

El titular de Educación salió al paso de las críticas por disminuir las clases de Ciencias Sociales y Educación Tecnológica, para que aumenten las de Lenguaje y Matemática.

Haciendo un llamado a los padres y apoderados a que confíen en los cambios anunciados, el ministro de Educación, Joaquín Lavín, se defendió ayer de las críticas formuladas por historiadores y expertos educacionales que no consideran adecuado la disminución de horas de clases de Historia y Ciencias Sociales.

La medida implica que los entre 5° básico y 2° medio los alumnos tendrán una hora menos de este ramo a la semana para así aumentar las horas de Lenguaje y Matemática, algo que no fue bien recibido por historiadores como Gabriel Salazar, Alfredo Jocelyn- Holt o Bernandino Bravo.

El secretario de Estado insistió en que el cambio, que también aminoran el tiempo destinado a la materia Educación Tecnológica, es fundamental en el mejoramiento de la calidad de la educación y que sin una buena formación en esos dos ramos es imposible avanzar en los otros.

“Voy a aprender más Historia si primero tengo la base de saber leer bien y saber comprender bien lo que leo. Las horas de Historia los colegios las pueden tener, las pueden compensar acudiendo a las horas de libre disponibilidad”, señaló.

El titular del Mineduc explicó que los cambios tienen una finalidad clara para las dos materias que serán beneficiadas. “En Matemáticas se trata de hacer más ejercicios y una de las horas adicionales de Lenguaje será para ir a la biblioteca a leer”, dijo.

De esta forma, Lavín explicó que espera que con estos ajustes “de aquí a dos años ya haya resultados concretos de avance en el Simce”.

MALA SEÑAL
A los comentarios del coordinador general del movimiento Educación 2020, Mario Waissbluth, que calificó el cambio como “una muleta para cojos”, el presidente del Colegio de Profesores, Jaime Gajardo, también se refirió a los cambios y acusó que estos cambios no fueron preguntados al magisterio diciendo que estos fueron acordada únicamente para lograr mejores resultados en los diferentes test que se aplican en el país.

“Aquí tenemos que preguntarnos: ¿Para qué estamos formando jóvenes? ¿Para el trabajo o para la vida? Son medidas donde lo único que interesa es la comprensión de los cálculos matemáticos para el trabajo y punto, y esa no es la idea de la educación”, dijo Gajardo.

Los historiadores también se manifestaron en contra de los cambios y la calificaron como una señal “nefasta” para el mejoramiento de la educación.

“Cuando no hay tiempo para reflexionar uno enseña de memoria. Entonces, vamos a volver a la memorización que no sirve absolutamente de nada”, dijo Sofía Correa, investigadora de la Universidad de Chile, mientras el premio nacional de Historia Gabriel Salazar dijo que se está “desvistiendo a un santo para vestir a otro”.

eBooks se masifican entre lectores chilenos

La Nación. Santiago, Chile. 9/11/2010

Editoriales y empresas de internet reconocen aumento de la venta de publicaciones en este formato: una catapulta que mejora índices de lectoría en el país.

Cristina Espinoza

Son mucho más baratos, transportables y hasta amigables con el medio ambiente, y el interés del público ha sido tal, que algunos ya proyectan que en poco tiempo desplazarán a los libros de papel. Son los eBooks o libros electrónicos, que en poco más de tres años ya representan casi el 10% de las ventas de libros en Estados Unidos y que va en rápido ascenso. Una tendencia que llegó a revolucionar la lectura y que en Chile ya da muestras de una firme instalación.

Bazuca.com fue la pionera. En marzo de este año abrió su sección de eBooks, que representa el 8% de sus ventas de libros, cuenta Rodrigo Terrazas, gerente general de la compañía de venta de productos y servicios de entretención por internet. “Cuando empezamos no se vendían en Chile y todavía no se venden masivamente, así que las expectativas eran relativamente bajas, pero hay mucha gente que ha traído lectores desde fuera. Ha funcionado espectacular, dentro de los planes que estábamos pensando y un poquito superior”, asegura.

El catálogo de Bazuca cuenta con 18 mil títulos, la mayoría en español, descargables en cualquier dispositivo lector de código abierto y que a través de la asociación a una cuenta de Adobe Digital Editions permite compartir el contenido hasta con cinco dispositivos además del PC.

No son los únicos en mirar el negocio. Dimacofi, dedicados a la producción de altos volúmenes de impresión y copiado, hace un mes abrió su catálogo de libros digitales. dBooks.cl. Tiene cerca de 2 mil títulos y varias editoriales nacionales como Zig-Zag, Ediciones B y Uqbar, entre otras. “Dimacofi trabaja con contenido digital y muy de cerca con las editoriales haciendo ‘impresión por demanda’, detectando que existía un vacío en contenidos en idioma castellano”, afirma Ismael Vásquez, su gerente general. Venden en formato ePub y pdf (para e-readers y computadores), obras de autores como Isabel Allende, Mario Vargas Llosa, Gabriel García Márquez y Pilar Sordo, variedad de escritores que aumentarán cuando más editoriales se unan al proyecto. Con precios hasta un 30% más baratos que los de un libro tradicional, los involucrados en el negocio esperan imitar en poco tiempo a Amazon (distribuidora del dispositivo de lectura Kindle) que ya reconoce que más del 50% de sus ventas en libros son electrónicos.

“No hay ninguna posibilidad de que (este fenómeno) sea pasajero, porque es mucho más barato el libro electrónico que en papel. El problema de la lectura en Chile es el modelo de negocio, a la gente le cuesta muy caro leer y al poder tener un sistema más barato va a ser mucho más incentivado”, sugiere Eduardo Arriagada, académico de la Escuela de Periodismo de la Universidad Católica y asesor de medios de comunicación.

La clave está en convencer a los lectores y en eso influyen no sólo los distribuidores. “Yo creo que el Estado de Chile en el corto plazo incentivará el libro electrónico, eso sumado a que hay una serie de actores interesados, como las compañías de teléfonos y las empresas que venden hardware, ayudarán a que la gente se acostumbre a estos aparatos, hará que se convierta en una tendencia más fuerte”, asegura Arriagada.

¿Revolución?
Sigue leyendo

La súper biblioteca de Santiago

La Nación. Santiago, Chile. 7/11/2010

Sólo basta llegar a este rincón, entrar a sus secciones diversas, para comprender que la relación del público con los libros es distinta. Es algo más directo, donde el manoseo, la lectura distendida a pierna suelta sobre un espacioso diván está permitida.

Mauricio Valenzuela

Si hay algo bueno que tiene la capital, específicamente el barrio poniente y sus calles recorridas por el frescor maravilloso de un verano que se anuncia, es la Biblioteca de Santiago.

Mole de exorbitante espacio, ofrece a la vista el estupendo candor de un panorama que con el tiempo ha ido ganando adeptos, convirtiéndose, para muchos -sobre todo para la fauna del mundo intelectual capitalino no carente de una obsesión por lecturas de toda índole- en una verdadera rutina, llena de minuciosas e interesantes costumbres.

Aunque al principio dudé que este lugar pudiera competir con la Biblioteca Nacional, ya porque no tiene la cantidad de libros suficiente o no alberga ninguna joya de la mítica y llena de antihéroes literatura chilena vieja, hoy veo lo contrario. No se trata de competir en libros polvosos ni en mística anticuada.

Nuestra Biblioteca Nacional, con sus carencias, personajes raros y fauna de locos, es un reducto muy diferente a esta biblioteca de calle Matucana, que ha logrado construir un alma a base de esfuerzo y conquistar a sus propios dementes y artistas: han pasado por sus salas innumerables exposiciones de pintores, dibujantes y fotógrafos geniales, lecturas de poesía -y es que aquí trabaja el gran poeta Raúl Hernández, que les da su estilo particular a los eventos-, obras de teatro, ciclos de cine y talleres de cuanta cosa se nos ocurra.

Y es de este modo que por fin podremos decir que ha sido así, piedra por piedra, como hemos visto crecer el espíritu de algo nuevo y refrescante que ha dado vida a estas viejas paredes remozadas hace menos de una década y que hoy parecen históricas.

Sólo basta llegar a este rincón, entrar a sus secciones diversas, para comprender que la relación del público con los libros es distinta.

Es algo más directo, donde el manoseo, la lectura distendida a pierna suelta sobre un espacioso diván está permitida, y no sólo permitida sino que es parte de lo que se espera aquí del lector que incluso puede echarse a dormir escandalosamente y eso no le importa a ningún viejo pesado.

El público no es ese montón de lateros o intelectualoides que no conocen la risa y que encontramos en el Archivo Nacional, por ejemplo, donde a uno lo atienden fríamente y todo el rato lo mandan para otro lado. Hay aquí un público que llena de color los pasillos: son estudiantes revoltosos, son viejos que vienen a aprender cómo mandar un correo electrónico o a hacerse un Facebook.

Hay una rutina de venir para acá y hacer una vida en torno a los libros, pasando todo el día frente a las letras, con un cuaderno abierto donde los versos que escriben los poetas ocasionales que tanto abundan en Chile, se dejan fluir con la naturalidad que prodiga un espacio cómodo, donde las palabras nacen libres, donde la vida entra a la existencia con la naturalidad de la luz que se cuela por un ventanal abierto a un cielo de brisa exquisita.

Porque así es este espacio: luminoso, cómodo, entretenido. Pocas son las veces cuando uno puede hablar bien de un lugar y decir, como decimos los que todavía nos consideramos jóvenes: “Este lugar la lleva”.

El circuito poniente, con sus museos y biblioteca, está dando aún sus primeros pasos. Es un espacio en blanco donde nos falta escribir con la pluma de la curiosidad un buen libro, una tesonera obra que quizás, un día de estos, sea un best seller que sólo podamos encontrar aquí, en la Biblioteca de Santiago y alrededores.

Soy electrónico

La Nación. Santiago, Chile 3/10/2010

Aterrizaron recién en marzo al país con un mercado internacional revolucionado como antecedente. Las editoriales ya se están renovando y sus decisiones recaen en escritores y libreros. De Kindle a iPad, los libros encuentran su lugar en la tecnología cambiando las reglas del juego. Hablan editores, libreros y autores.

Tanya Hirsch

Un gran celular o un pequeño computador. Los delgadísimos y livianos eBook o lectores digitales son dispositivos confeccionados para almacenar y leer libros electrónicos descargados a su vez de librerías virtuales.

Todo comenzó a tntcios de los ‘70, cuando la Universidad de Illinois dirige el proyecto Gutenberg, que consiste en la creación de una biblioteca virtual gratuita. A partir de entonces se multiplican en la red diversas páginas web que ofrecen la descarga de libros al computador.

Éste es el inicio de la era electrónica del libro. Aquí se alteran las leyes del mercado, aparecen cada vez más editoriales electrónicas y las librerías virtuales comienzan a sumar títulos digitales a sus catálogos, ofreciéndolos a muy bajo costo.

“En Chile es ilegal, las páginas web que ofrecen obras protegidas y sin autorización cometen una infracción a los derechos de autor del titular de la obra. Pero tampoco existen organismos fiscalizadores”, afirma Felipe Schuster, abogado que formó parte de la Sociedad General de Autores y Editores en España y hoy es miembro del Instituto Interamericano de Derecho de Autor (IIDA).

Luego de que en los ’80 aparecieran los primeros libros electrónicos, impulsados por un pionero diccionario de la editorial Random House, el autor de best sellers de terror Stephen King ofrece en 2001 su novela “Riding the bullet” en formato electrónico, a través de la página web de su editorial Simon & Schuster. En las primeras 48 horas vendió 500 mil copias a US$2,50 cada una.

TIENDAS VIRTUALES

Aunque en 1998 aparecieron los primeros modelos de lectores digitales como los ya obsoletos Softbook y Rocket eBook, es en 2007 cuando las batallas se convierten en guerra. Ese año los colosos de Amazon y Sony lanzan sus primeros ejemplares llamados Kindle y Reader, respectivamente.

Sigue leyendo

Exitosa campaña de libros para jardines infantiles afectados por terremoto

La Nación. Santiago, Chile. 16/08/2010

UPI

Una campaña solidaria que tenía como objetivo recolectar un total de 5 mil libros de cuentos infantiles para apoyar y reponer el material educativo de 150 jardines infantiles de las Regiones del Maule y del Bíobío que resultaron afectados por el terremoto de febrero, superó la meta propuesta reuniendo más de 7 mil ejemplares.

La iniciativa llamada “Regala un Cuento, Reconstruye un sueño”, fue organizada por la Junta Nacional de Jardines Infantiles (JUNJI) y la red de Salas Cuna y Jardines Infantiles Vitamina, y se enmarcó además en la conmemoración de los 20 años desde que Chile ratificó la convención de los Derechos del Niño.

La relevancia de esta donación y del fomento de la lectura en los niños y niñas, se enmarca también en resultados que arrojó la Encuesta Nacional de Primera Infancia –realizada por JUNJI, UNICEF y UNESCO- la cual señaló, entre otras cosas, que entre la diversidad de actividades que pueden realizar los padres o personas responsables con el niño o niña, se obtuvo que un 40% de éstos no les lee ni cuenta historias. Además un 35% lo hace 1 ó 2 veces por semana, un 15% lo hace entre 3 y 4 veces, y un 10% más de 5 veces a la semana.

La regularidad con que se lee y cuentan historias va aumentando a medida que el niño o niña crece.

“Estamos orgullosos de haber realizado con éxito esta campaña solidaria, y nos alegra saber que a partir de ahora, los niños de las zonas afectadas cuentan con un nuevo material de lectura, ya que esta es esencial en la educación y queremos que todos los niños de Chile puedan acceder a una educación de calidad”, dijo el gerente general de Vitamina, Alejandro Bascuñán.

El cierre de campaña y entrega oficial de libros, que se realizó este lunes junto con la municipalidad de Linares, incluyó también la inauguración del Jardín Infantil y sala cuna Valentín Letelier, y fue encabezada por el ministro de Educación, Joaquín Lavín, la vicepresidenta ejecutiva de JUNJI, Ximena Ossandón, el intendente del Maule, Rodrigo Galilea, la gobernadora de Linares, María Eugenia Hormazábal, el alcalde de Linares, Rolando Rentería y el gerente general de Vitamina, Alejandro Bascuñán.

***

Superan meta de campaña de recolección de libros para jardines infantiles afectados por terremoto

La Tercera.com 16/08/2010

Iniciativa “Regala un Cuento, Reconstruye un sueño”, fue organizada por la Junta Nacional de Jardines Infantiles.

Sigue leyendo