• Ingresa tu e-mail aquí

    Únete a 93 seguidores más

  • Dónde estudiar bibliotecología
  • Libérate lee
  • panoramas gratis
  • El 5º poder
  • Secciones

Profesora advierte falta de atlas geográfico de Chile

Línea Directa / Comunidad El Mercurio, Domingo 20 de diciembre de 2020.

Karina Rivas Cortés

Soy profesora de historia e imparto clases desde 5° básico a 4° medio, y me encontré con la desagradable sorpresa de que en la biblioteca escolar en línea del Ministerio de Educación no hay ejemplares de ningún Atlas de geografía de Chile para los niveles en que hago clases. Me parece curioso que, en cambio, sí exista uno de España con el título “Mi primer atlas”. Espero que no se hayan destinado recursos para la compra de este material en desmedro del nacional, que realmente es necesario.

ACLARADO Del Mineduc nos contestaron que es efectivo que la BDEscolar hoy no cuenta con un atlas de Chile, “principalmente, por la disponibilidad y complejidades que representa este tipo de recurso en el mercado digital de hoy. El ministerio, por su parte, ha realizado varias gestiones para -por ejemplo- conseguir recursos con el Instituto Geográfico Militar, las que aún no se concretan”.

Bibliotecas aplican sus propias cuarentenas a los libros que llegan de vuelta

Solo en la Biblioteca de Santiago, 50 mil títulos llevan meses repartidos por la ciudad:

Bibliotecas aplican sus propias cuarentenas a los libros que llegan de vuelta

Valentina González, País de Perfil, El Mercurio, Domingo 29 de noviembre de 2020.

Era un paseo acotado, pero se convirtió en una larga temporada fuera. Por fuerza mayor, los miles de libros de las distintas bibliotecas del país que estaban en préstamo previo a la pandemia no pudieron volver a sus estanterías en meses.

Con la progresiva reactivación de las actividades, no obstante, estos recintos también han vuelto a abrir sus puertas al público. Así lo hizo esta semana, por ejemplo, la Biblioteca de Santiago. Y parte del trabajo que ahora comienza es la recepción de los ejemplares: solo en su caso, hay 50 mil títulos desperdigados por la ciudad.

El establecimiento trabajó desde abril en la confección de los protocolos para cuando llegara este momento. Una exhaustiva revisión de ejemplos internacionales y las opiniones de especialistas los llevaron a ser parte de la elaboración de documentos generales para las bibliotecas. Es decir, sus lineamientos también se están aplicando en otros lugares de Chile.

El paso a paso

Al volver a su “hogar”, los libros deben tener, cual viajero que retorna del extranjero, una fase de aislamiento. Macarena Valdés, directora de la Biblioteca de Santiago, detalla el proceso: “Una vez que llegan a la biblioteca y son devueltos en buzones habilitados para tal fin, van a permanecer 14 días en cuarentena. Van a ser, dentro de cajas especiales, de contenedores, etiquetados por la fecha en que son devueltos y la fecha en que volverían a sus salas, o al interior de la biblioteca, para ser prestados nuevamente”. No son desinfectados ni pasan por mecanismos como luz ultravioleta, simplemente permanecen aislados.

En la biblioteca destacan la reacción que ha tenido su comunidad de lectores, no solo ante la esperada reapertura, sino también durante los últimos meses. Según Valdés, hubo una “preocupación permanente (…), una pregunta constante de cuándo podían devolverlos y qué proceso tenían que hacer. Nos pedían recomendaciones de cómo cuidarlos en sus casas. Es una comunidad muy responsable”.

Por ahora, todos los libros siguen renovados al 31 de diciembre. La recomendación es devolverlos cuando se pueda, sin “hacer nada con ellos, ni aplicar alcohol; no los metan al microondas, ni les echen desinfectante”. En el caso del recinto de Matucana, la atención al público es de martes a jueves, entre 11:00 y 15:00 horas. Para solicitar nuevos préstamos, los usuarios ya registrados pueden reservar una cita con anterioridad y acceder a nuevo material por un periodo de 30 días, sin renovación.

No tienen que hacer nada con ellos, ni aplicar alcohol; no los metan al microondas, ni les echen desinfectante”.
MACARENA VALDÉS Directora de la Biblioteca de Santiago

El caso de Roberto Soto Molina: Critica la idoneidad del personal que trabaja en la biblioteca

Piensa que ahí no fomentan la lectura. La entidad responde sus quejas y explica cuál es la formación que tienen los funcionarios.

Línea Directa / Comunidad, El Mercurio, Miércoles 25 de noviembre de 2020.

Es técnico en bibliotecología y en 2016 empezó un voluntariado en la Biblioteca Regional de Santiago en la sección de colecciones generales, donde ahora atiende público, clasifica libros y ordena estanterías. Es lo que nos cuenta Roberto Soto, y hace poco acudió a hacer una actividad de fomento a la lectura, según nos contó.

Relata que acudió junto con un joven y una encargada que trabajaba en la biblioteca a una residencia de adultas mayores.

La labor consistía en leerles cuentos a las señoras, pues, observa, existen muchas técnicas para incentivar la lectura en forma entretenida. Por la situación de encierro y edad avanzada de las residentes, opina, se necesitan personas capacitadas y motivadas en esta actividad.

No está de acuerdo

Su queja es que la biblioteca le asignó la jefatura de una sala creada este año a una persona que, a su juicio, no reúne estos requisitos.

Cree que se contrató personal que desconoce el campo de la bibliotecología y que la entida no diferencia entre un técnico y un funcionario sin estudios. También alega que la directora es periodista.

Consultamos en el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, y nos respondió Marcela A. Valdés Rodríguez, directora de la Biblioteca de Santiago. Lamentó las críticas del lector sobre el servicio que ofrece esa institución que define como “pionera en el país y gran difusora del fomento lector”.

Indicó que el personal que labora allí es permanentemente capacitado y cuenta con las competencias requeridas para sus funciones. De hecho, posee un área especializada en fomento de la lectura, que ha servido de modelo a otras entidades, la cual es permanentemente requerida para ofrecer capacitaciones a otras bibliotecas.

Con relación a sus profesionales, recalca que la jefa de la sala a la cual se refiere el lector en su carta es bibliotecóloga, con más de 20 años de experiencia en el área y con diversas especializaciones en bibliotecas, fomento lector y archivos.

En cuanto a la directora de la biblioteca, precisa que es comunicadora social, egresada de bibliotecología, con especialización en Bélgica, Japón y Francia, y con 35 años de experiencia en biblioteca. De ellos, 25 ha trabajado en ese recinto, donde es reconocida por su trayectoria, fomento lector, literatura infantil y juvenil y otras áreas en el país, en el mundo de las bibliotecas y la academia.

Aclara que esa institución siempre ha llevado procesos de selección transparentes a cargo de profesionales con experiencia. “Nuestros equipos están integrados por personas con competencias y profesionales con experiencia. De hecho, mientras el señor Roberto Soto trabajó como voluntario se le planteó que concursara a alguno de los cargos que se abrieron en esa oportunidad, a través de procesos muy claros y rigurosos”, dice.

Invitan a visitar sus servicios y programas a través de la página web (www.bibliotecasantiago.cl), la que pese a la pandemia está abierta a capacitaciones, pasantías, especializaciones y prácticas a todas las personas y diversidades, concluyeron.

Reabre sus puertas la Biblioteca de Santiago

Publimetro, Martes 24 de noviembre de 2020.

SANTIAGO. Después de meses de confinamiento y actividades virtuales, la Biblioteca de Santiago iniciará su reapertura desde hoy, luego de que la comuna entrara en Fase 4 del plan “Paso a paso”. Atenderá a público sólo tres días a la semana, martes, miércoles y jueves, de 11 a 15 horas; y se prestará un máximo de dos libros, y sólo para las socias y socios ya inscritos (no habrá inscripción nuevas por ahora) por 30 días y sin renovación. AGENCIAUNO

Habrá biblioteca infantil y juvenil en ex Asilo de las Hermanitas de los Pobres

Es una iniciativa de la Fundación Palabra que preside Constanza Mekis.

Ilustre Municipalidad de Santiago, Lunes 23 de noviembre de 2020.

El Alcalde Felipe Alessandri, acompañado por el concejal Leonel Herrera, participó en la breve ceremonia de colocación de la “primera piedra” de la Biblioteca Interactiva Latinoamericana Infantil y Juvenil (BILIJ) que funcionará en el recinto municipal situado en el ex Asilo de las Hermanitas de las Pobres (Carmen 1200).

La nueva biblioteca –que contará con un centro de documentación y estudios- es una iniciativa de la Fundación Palabra, organización sin fines de lucro que preside Constanza Mekis, quien además es directora de la Organización Internacional para el Libro Infantil y Juvenil.

Durante el evento, realizado en el hermoso parque que rodea al citado recinto municipal, el Alcalde Alessandri destacó: “Esta naciente biblioteca, dedicada a un público de niños y jóvenes, es fruto del esfuerzo que desde el 2018 desarrolla la Fundación Palabra, cuya presidenta es hija de un gran Alcalde de Santiago, Patricio Mekis. Esta iniciativa cultural brindará gran apoyo de los vecinos y será una excelente contribución que ampliará los servicios para los vecinos de este recinto municipal”.

La Fundación Palabra se dedica a fortalecer el vín­culo de niños y jóvenes con la lectura, la cultura, la ciencia y las artes, por medio del cono­cimiento interactivo, el diálogo y goce con libros y objetos culturales de Latinoamérica y el mundo. Su directorio está constituido por personas de reconocida trayectoria en el ámbito de la cultura, la literatura y el fomento de la lectura.

Mientras duren las obras de remodelación del ex convento –que hoy ejecuta el municipio- la biblioteca funcionará en una pequeña casa situada en el parque, denominada Casa Ventura.